El Instituto Universitario de Enfermedades Tropicales y Salud Pública de Canarias, se crea en el año 2001, con el fin de tener una herramienta útil para controlar, prevenir, diagnosticar e investigar, sobre un número importante de enfermedades tropicales cuya incidencia estaba repuntando en el entorno de Canarias por varias causas, aplicando tanto técnicas de microscopia, como de inmunología y biología molecular.

Desde el inicio del Instituto, éste tiene una vocación multidisciplinar incorporando 3 áreas en el desarrollo de su actividad: Parasitología, Genética y Ecología.

El Instituto Universitario de Enfermedades Tropicales y Salud Pública de Canarias pertenece a los grupos emergentes de la Red española de Investigación de Centros de Enfermedades Tropicales (RICET). La convocatoria de Redes de Investigación Cooperativa en el año 2002 permitió la creación de la Red de Investigación de Centros de Enfermedades Tropicales (RICET) C03/04 “Enfermedades tropicales: de la genómica al control” reuniendo a 27 grupos de 7 institutos diferentes, en 6 CCAA. Con una dotación de 1 millón de euros/año para el trienio 2003-2005, y ha puesto en marcha más de 19 proyectos de investigación cooperativa, en los campos de la malaria, leishmaniosis, tripanosomosis – enfermedad de Chagas, helmintosis, artrópodos, arbovirosis y diarreas del viajero.

El objetivo final de la RICET es apoyar al Servicio Nacional de Salud en el diagnóstico, tratamiento y control de las enfermedades tropicales, mediante la investigación de alto nivel y la formación. Desarrolla:

  • Proyectos de investigación cooperativa entre los diferentes Centros que conforman la Red.
  1. Una red de infraestructuras para compartir los recursos necesarios para la investigación.
  2. Colabora con los sistemas de vigilancia e información sanitaria de las CCAA para un mejor seguimiento de posibles situaciones de riesgo. Además difunde el conocimiento que se genere de sus actividades de investigación para generalizar las mejores prácticas clínicas, en lo que se refiere al diagnóstico clínico y de laboratorio, al tratamiento, profilaxis y recomendaciones de control.